Posts Tagged ‘Twitter’

h1

El Metro de Madrid

abril 10, 2016

¡El metro de Madrid vuela! O bueno, eso dice su eslogan. El metro es uno de los transportes públicos más utilizado en la capital (en 2015, aproximadamente 569 millones de viajeros utilizaron sus servicios).

Foto post Beatriz 1

El metro de Madrid, ¡vuela! y a veces la gente que lo usa parece que también. (foto Beatriz García).

Cuenta con 301 estaciones, 13 líneas de metro y 1698 escaleras mecánicas. Une, como una tela de araña, diferentes lugares de todo Madrid. Destacar, de la empresa y su gente que gestiona el metro, su atención a través de Twitter, sí tienen Twitter. Gracias a esta herramienta, los viajeros pueden expresar sus quejas, agradecimientos…aunque como podréis imaginar, son más las quejas que los agradecimientos. He de decir que son gente con mucha paciencia, muchos viajeros se olvidan de escribir mensajes desde el respeto y la tolerancia. Os dejo su usuario, por si tenéis curiosidad de leer algunos tweets. (El usuario de twitter es: @metro_madrid ).

Plano metro Madrid post Beatriz 500 px

Imagen del Plano del Metro de Madrid (fuente: MircroBichoz), centrado en la estación de metro  de  “Sol”, bajo la famosa Puerta del Sol, el ‘kilómetro cero’ de España y escenarios de las mayores acontecimientos ciudadanos para la gente de Madrid, desde la celebraciones del Año Nuevo hasta las concentraciones de protesta. la estación de Sol, una de las mas transitadas y, nodo o ‘Hub’ de varias línea principales del metro.

El billete sencillo ronda el euro y medio (1,171 dólares) y va aumentando el precio dependiendo del número de paradas. Para los menores de 26 años, existe el tan querido ‘abono joven’ que te permite hacer tantos viajes como quieras (jamás pensé que la edad de 26 años iban a ser tan decisiva).

La verdad, que visto así, todo son ventajas. Sin embargo, en la ‘hora punta’, me suelo sentir como una sardina en su lata de escabeche; literalmente, no entra un alfiler.

Foto Post Beatriz 3

Imagen de un momento tranquilo en una estación de metro de Madrid (foto: Beatriz García).

El coche suele ser poco usado para moverte por el centro. Es más cómodo, tienes más privacidad y libertad, pero…contamina (aunque algunos no lo consideren importante), pero…sobre todo…porque aparcar se convierte en misión imposible y hay que añadir, que por hora pagas aproximadamente 1,20€…Definitivamente, hay días que prefiero ser una sardina.

h1

Hipster & Geek y los usos de la tecnología

junio 7, 2014

Los dos relatos que siguen no son más que una parodia. No pueden tomarse en serio. Pero sí deberían servir para una reflexión sobre el uso y adopción de las tecnologías. ¿Con cuál te identificas más?

Hispster & Geek. Edición: Blanca Rodríguez-Nogueras Candau 

El hipster

La penúltima gran cosa que he hecho ha sido apagar el router. No sé si era por la lucecitas siempre intermitentes o por las ondas inalámbricas que emitía, pero notaba que ya me estaba produciendo un gran dolor de cabeza. Ahora, cuando lo necesito, utilizo el de mi vecino.

La última gran cosa que he hecho ha sido cambiar el iPhone por unAlcatel One Touch Easy. Me encanta el aspecto vintage que tiene. Y es estupendo, además, saber que si me quedo sin batería lo puedo seguir utilizando con unas pilas.

Foto 1 Post Blanca Franciso y Susana 500px

Móviles: hispter y Geek. Imagen: Blanca Rodríguez-Nogueras Candau

La última gran cosa que he hecho ha sido cambiar el iPhone por un Alcatel One Touch Easy. Me encanta el aspecto vintage que tiene. Y es estupendo, además, saber que si me quedo sin batería lo puedo seguir utilizando con unas pilas.

Estos dos simples hechos me han permitido desconectarme de gran parte de mi círculo social. Ellos se lo pierden. No se han dado cuenta todavía de que viven prisioneros de su dependencia… de sus redes sociales llenas de embaucadores… No pueden disfrutar, como yo, de un libro con sus olores a papel, tinta y polvo mientras escuchas ese grupo de folk que sólo 20 personas en el mundo conocemos y ese vino que recomendaron la semana pasada en un blog de los que sigo. ¡Porque tampoco es cuestión de no enterarme de las novedades!

Aún puedo diferenciar el ocio del trabajo gracias a que tengo una tablet en la que leo periódicos internacionales y un portátil con el que me bajo al bar de la esquina para trabajar en los ensayos que escribo para el máster de la UNED. Busco el bar de barrio para evitar distracciones, nada de cupcakes y decoraciones artísticas, pero al final siempre sucumbo a una tertulia cafetera entre solitarios como yo.

Los dispositivos, procuro usarlos sólo cuando no hay más remedio, soy consciente de mi déficit de atención y mi tendencia a la procrastinación cuando los uso. Además, mi médico me dice que debería huir de las ondas pulsadas de las redes inalámbricas, ¿será verdad que deberían limitar su uso en las escuelas?

Foto 2 post Blanca Francisco y Susana 500px

Cámaras de fotos hispter y Geek. Imagen: Blanca Rodríguez-Nogueras Candau

El geek

Lo primero que hago cuando me levanto es dar los buenos días en Twitter, Facebook, Pinterest y los 4 grupos de Whatsapp que mantengo vivos. Los domingos leo noticias en menéame y me gusta el concepto de democratizar las noticias meneando unas cuantas.

Cuando voy a un restaurante nuevo estoy pensando en lo que voy a escribir en la reseña de Tripadvisor, después de geolocalizarlo en Foursquare y subir alguna foto de la comida a Instagram. La gente dice que así lo disfruto menos, pero es porque no han probado la maravillosa experiencia de compartir tu vida, el reconocimiento de los demás expresado en forma de me gusta o retweet es más excitante que el Hendrik’s con QTonic, pizca de pimienta negra y rodaja de pepino que me estoy tomando.

Soy el primero en enterarme de lo que ocurre en el trabajo, mi email a veces parece un chat. Antes era de darle compulsivamente a F5 para refrescar los nuevos mensajes pero ahora me llega la notificación al móvil en cuanto recibo un mensaje nuevo.

No tengo que decidir la música que escucho, la elige Spotify por mí. Recientemente me he comprado una GameBoy para componer mi propia chip music. Grabo todo concierto al que voy, conferencia a la que asisto. Cuando voy de viaje, lo fotografío todo. Mi disco duro es una copia de seguridad de los recuerdos que mi cerebro no es capaz de retener.

Nerd Pride

“Nerd Pride / Orgullo Nerd “. Foto: Adolfo Plasencia

Nota al margen:  Los Nerd, son otra ‘subcultura’ tecnologica cercana, (aunque distinta) que vale la pena añadir aquí cerca de los geek. En el MIT, muchos alumnos (y no solo alumnos, llevan sus smarphones junto a la leyenda “Nerd Pride” (Orgullo Nerd). Se autocalifican de ‘nerds’ y estan muy orgullosos de serlo. Pero no es una moda. En 1987, en la noche del ‘hack’ en el MIT se inventó una nueva señal de trafico: “Nerd Crossing” en la que se ve a un nerd de la época con un disco de ordenador flexible de 5 1/2 pulgadas (también de la época) y que era un advertencia a los conductores en el campus de que habia unos individuos (nerd) que andaban siempre pensativos (computando) y que solían, frecuentemente, cruzar la calle sin mirar antes si venia algún vehículo que les pudiera atropellar. Los nerd suelen tener mayor sentido del humor que los hipsters (cosa que estos niegan como otras tantas).

………………………..

Reconozco que a veces se me va de las manos provocando en Forocoches, pero qué bien me lo paso. Estoy deseando adquirir las gafas de Google para tener más información de forma más inmediata. Con la Wii me redimo de todas mis frustraciones: tocar la batería, cantar, bailar, hacer deporte…

Foto 3 Post Balnca Franciso y susana 500px

Gadgets Hipster & Geek. Imagen: Blanca Rodríguez-Nogueras Candau

Me matriculé en la UNED para no tener que asistir a clase, aprender por mi cuenta, a mi ritmo y sin excesivas obligaciones horarias. Además, en el Máster de Educación y Comunicación en Red, los profesores incentivan mucho la participación, no es como en otras universidades, que tienes que estar callado, tomando apuntes e interrumpir una clase es considerado como cuestionar al profesor.

En el futuro me veo como el Shel-bot, el robot creado por el Dr. Sheldon Cooper en la serie Big Bang Theory.

Lo curioso de todo esto es que mis amigos de toda la vida dicen que soy extremadamente tímido. Creo que los que no socializan por Internet son los verdaderos tímidos, ya que no se atreven a participar en el mundo y cambiar las cosas, no aportan, están en la caverna. Con la tecnología la vida es mejor, más social y más intensa.

Y tú, ¿Te identificas con alguno?

(para ampliar la cultura sobre la controversia Nerds vs Hipsters, ir a este link )

h1

Tecnología ubicuas para la participación ciudadana

septiembre 8, 2012

Uno de los principales valores añadidos que la globalización del uso de Internet ha traído consigo está estrechamente ligado a la facilitación de espacios de encuentro entre los ciudadanos. La dimensión cultural de Internet ha variado “el sistema de valores, creencias y las formas de constituir mentalmente una sociedad” (Manuel Castells) propiciando el diálogo entre comunidades que han encontrado en Internet redes de pares con las que compartir intereses y/o luchar por objetivos comunes.

En la Naturaleza, cuando muchos seres de una misma especie empiezan a colaborar entre ellos, se genera “Inteligencia colectiva“. En el apoyo mutuo o en la toma de decisiones en consenso se hace presente la inteligencia de la comunidad como organismo propio. Con la llegada de Internet, y en concreto, de la web 2.0, se abre la posibilidad de generar otros tipos de inteligencia colectiva, en otro lugar diferente, en el escenario digital donde la lógica es distinta y por tanto, nueva. Las relaciones que se generan en el entorno digital son muy variadas. Los usuarios conectados se organizan en comunidades, en grupos de afinidad, sin que el tiempo ni el espacio sea un obstáculo. En este post veremos un ejemplo de tecnologías ubicuas que crean redes ciudadanas, las cuales cristalizan en el espacio físico.

Todo esto, y relacionado con la Sociedad del Conocimiento, lo conceptualizó muy bien Pierre Lévy en su libro “Inteligencia colectiva”. En él, el filósofo la describe como “una inteligencia repartida en todas partes,valorizada constantemente, coordinada en tiempo real, que conduce a una movilización efectiva de las competencias” Para Lévy, lo fundamental que recoge este concepto es que “el fundamento y el objetivo de la inteligencia colectiva es el reconocimiento y el enriquecimiento mutuo de las personas, y no el culto de comunidades fetichizadas o hipostasiadas“. Levy nos cuenta cómo en la Sociedad del Conocimiento, la invención “de nuevos procedimientos de pensamiento y de negociación que puedan hacer surgir verdaderas inteligencias colectivas se plantea con particular urgencia” ¿Pero puede darse una verdadera inteligencia colectiva si se siguen perpetuando los mismos sistemas? La respuesta es sí, pero con matices. Es necesario que la democracia, que se ha presentado como el sistema político más ecuánime, también se reinvente convirtiéndose en un organismo dinámico, vivo. Si se quiere garantizar la participación ciudadana, uno de los pilares democráticos, la búsqueda no tiene que ir hacia mecanismos inteligentes que garanticen supuestamente este cometido; sino a producir “las herramientas que permitan (a los ciudadanos) constituirse en colectivos
inteligentes, capaces de orientarse dentro de los mares tormentosos de cambios”

Esta Inteligencia Colectiva ha podido transferirse a los escenarios virtuales gracias a la sencillez creciente de estos entornos digitales y a la mayor facilidad de uso de los dispositivos informáticos; lo cual ha permitido la posibilidad de socializar -en lo que ahora llamamos redes sociales- como si lo hiciéramos a través de un “ordenador invisible

La Plaza de la Puerta del Sol de Madrid durante las movilizaciones del 15M. Fotografía con licencia Creative Commons de Julio Albarrán.

En España, el mejor ejemplo de una red ciudadana que se genera en el espacio digital y trasciende al ámbito real es el movimiento ciudadano del 15-M. A raíz de la interacción de diversos usuarios en el foro de ¡Democracia Real Ya! y demás redes sociales, cientos de ciudadanos fueron agrupándose y organizándose en el espacio virtual para convocar el 15 de mayo una manifestación a nivel estatal. Estas manifestaciones se replicaron con éxito en decenas de ciudades españolas. Y así es cómo, una iniciativa que nace en la red acaba convirtiéndose en un movimiento ciudadano muy activo que conjuga muy bien lo local y lo global.

Uno de los aspectos más significativos fue la ruptura con los medios de comunicación de masas. Muchas de las consignas más vitoreadas tenían a estoscomo protagonistas. Aunque allí presentes, la “revolución ciudadana” se estaba narrando a través de otras herramientas que facilitaban a los ciudadanos ser los protagonistas de los mensajes. Poco a poco, los grandes medios fueron entendiendo que la lógica del discurso era diferente, y que por tanto, su función también tenía que serlo.

Interacciones de mensajes cortos  en internet en el 15M

En cifras, se calcula que participaron en la movilización cibernética del 15M, una red de 87.569 usuarios y 581.749 mensajes, con más de 200 páginas en Facebook y 200.000 seguidores, 70 palabras clave en Twitter y cotas de 500 mensajes breves (o tuits) por hora. (Jiménez, Isidro, 2012). Pero, a pesar de que el movimiento se gestó en ellas, el 15M puso las redes sociales virtuales en el centro del debate y empezaron a crearse otras herramientas de gestión digital distintas: libres y autogestionadas, como es el caso de N-1.

Una red social alternativa creada por el colectivo Lorea en la que prácticamente todas las asambleas del 15M comparten sus actas, lecturas y otros documentos en la red para que la gestión de estos grupos sea transparente. Es una potente herramienta de trabajo para colectivos sociales ya que permite desde confeccionar wikis, grupos cerrados o abiertos, hasta compartir documentos… Es decir, una plaza virtual donde seguir generando redes ciudadanas.

Podemos afirmar que los movimientos sociales han encontrado en la red la oportunidad de movilizar a comunidades comprometidas. Algunos lo llaman “activismo de sofá”, pero lo que está claro, es que el uso de las tecnologías ubicuas en movimientos como el 15M ha puesto de manifiesto que ya no hay que esperar a que nos cuenten nuestra propia historia.

h1

Ubicuidad y Retos Educativos

junio 2, 2012

El aquí y ahora que representa la ubicuidad derivada de las nuevas tecnologías es a su vez un siempre y en cualquier lugar. Es también una multiplicidad de opciones y oportunidades. El “ciberespacio” se convierte en la mayor de las aulas y además a tiempo completo. Desde el punto de vista educativo esta nueva realidad es un reto.

La ubicuidad se ha materializado por medio de pequeños dispositivos y artilugios que nos permiten además de estar siempre conectados, hacer nuestros problemas y realidades que antes quedaban lejos y resultaban en unos casos incomprensibles, en otros ajenos y en algunos exóticos. A través de la ubicuidad se hacen reales e incluso propios. Aunque adjetivemos esa realidad como virtual, lo cierto es que las nuevas tecnologías están contribuyendo a cambiar el mundo, a universalizar los problemas y ha re-pensarlos, entre ellos los problemas educativos, pero también se muestran como una herramienta útil para contribuir a su solución.

Twitter se ha mostrado útil como herramienta de comunicación social.

Las nuevas tecnologías difuminan las fronteras y convierten en relativo lo que entendemos por próximo y lejano. Al desdibujar fronteras y crear un nuevo “ciberespacio” que presenta unas características culturales propias, nos enfrentamos al reto de modelos de gobierno y organización socio-política distintos que influyen de forma claras sobre los procesos educativos tanto por la metodología que se impone en este nuevo medio, como por los contenidos, valores y capacidades que le son propios a los “ciberciudadanos” .

El aprendizaje ubicuo nace dentro de esa “cibercultura” y se ve influenciado por los nuevos modos de construcción del conocimiento, de interrelación y producción.

La pedagogía liberadora de Freire anticipaba con su apuesta por el análisis crítico y reflexivo del mundo que nos rodea, por la horizontalidad de las relaciones y por la autonomía del individuo en el aprendizaje que comparte con el constructivismo. Es un modelo educativo que participa de los valores y destrezas necesarias para desarrollar procesos de enseñanza- aprendizaje en el “ciberespacio”. Es un modelo, por tanto, que sigue vigente en el desarrollo de aprendizajes ubicuos.

La educación transmite y transforma, ese es su compromiso con la sociedad y esto es aplicable también al “ciberespacio”. En este contexto de ubicuidad es en el que surge un nuevo ecosistema socio-político, en el que los equipos y aplicaciones que te permiten participar e integrarte están bajo el control de determinados individuos y entidades, en el que el poder de las ideas genera crecimiento, donde la multiculturalidad se hace más presente y real y en el cual los conflictos se universalizan y pierden parte de su componente local. Surgen así una serie de retos educativos que se materializan en la necesidad de desarrollar competencias para la vida en la sociedad de la información y del conocimiento. En esta línea se sitúa Frau-Meigs que en el 2011 nos propone las siguientes:

• Comprensión: es necesario conocer la realidad social en la que nos vemos inmersos, los cambios y la dirección que sigue su desarrollo. El aprendizaje ubicuo es quizá la forma de aprendizaje propia de la era cibernética, no puede ser únicamente una transposición de los modelos de aprendizaje en el aula, debe recoger la cultura del ciberespacio.

• Crítica: el pensamiento crítico es el origen de la potencialidad transformadora de la educación y el aprendizaje. Se hace especialmente necesario ante un mundo en el que la infobasura es la principal amenaza para un aprendizaje autónomo. Se trata de generar un estilo de relación con el mundo donde el individuo se cuestiona continuamente la realidad en la que se ve inmerso.

• Creatividad: es el espíritu de la red, el trabajo del futuro se basa en la industria creativa que de nuevas soluciones a viejos problemas.

• Consumo: es necesario posicionarse ante el “ciberespacio” conociendo el origen de lo que consumimos. No todo es gratis en internet, hay que diferenciar lo libre, de lo gratuito, de lo abierto… Conocer quienes controlan las redes y saber que tipo de relaciones mercantiles se establecen con ellos es imprescindible e irrenunciable puesto que implica nuestro derecho a la información, a la privacidad, etc. Podemos utilizar una red social como un sistema para el aprendizaje ubicuo, pero debemos conocer el uso que se hace de los contenidos que allí generamos y compartimos.

• Comunicación multicultural: las fronteras desaparecen en el” ciberespacio” y surge la necesidad de una comunicación abierta con otras culturas fomentando el intercambio de aprendizajes y el compromiso social. Si algo ha facilitado la ubicuidad es la posibilidad de importar “inmigrantes” que hacen suyas causas que antes quedaban circunscritas a su ámbitoterritorial. La primavera árabe o el 15M contaron con “ciberciudadanos” que superando las localizaciones se identificaron con estas causas.

• Ciudadanía: el modelo socio-político-económico del ciberespacio está en construcción, escapa en muchos casos al control de los estados. Los “ciberciudadanos” están apostando por un nuevo modelo de ciudadanía participativa. El aprendizaje ubicuo contribuye de manera clara a la construcción de esa e-ciudadanía y a la vez se nutre de ella mediante un modelo de interrelación horizontal y participativo.

• Resolución de conflictos: el ciberespacio se ha convertido en la plaza pública donde exponer conflictos y problemas. También debe transformarse a través de los mismos mecanismos de participación y cooperación en un lugar donde resolverlos. Y cuando hablamos de problemas y conflictos nos referimos a cualquier campo: político, social, económico y por supuesto educativo.

Divina Frau-Meigs defiende el desarrollo de cibercompetencias desde el políticas publicas y movimientos ciudadanos.

La ubicuidad se muestra así como el origen de numerosos retos educativos, pero sobre todo como una oportunidad de llegar a mayores niveles de desarrollo social. Tal y como indica Frau- Meigs, es una labor que nos implica a todos, especialmente a educadores. ¿Cómo prepararnos para ello? La experimentación en la acción y la colaboración entre los distintos implicados parece ser una de las posibles vías, el propio “ciberespacio” parece tener la respuesta.